Skip to content

Dar y recibir apoyo y crecimiento personal

13 febrero 2009
Algunas urgencias personales me han mantenido alejado de este blog, éstas me han hecho darme cuenta de algunas cosas importantes que me gustaría compartir.
En situaciones de gran exigencia personal, cuando tienes la certeza que estás superado por los acontecimientos, ¿dónde te apoyas? ¿en quién te apoyas?. Muchos de nosotros hemos crecido en hogares acogedores, donde la familia crea una red, un soporte que te da mucho. Te ayuda a saber quién eres como referente de comparación social, te nutre cuando aún no puedes valerte por ti mismo, te da un “rol” en un conjunto…y bueno tantas otras cosas que no tengo espacio aquí.
Igual que la familia, los amigos cumplen este papel de modo complementario. Construimos nuestra identidad desde dentro y en palabras de K.Gergen a través del “otro generalizado”; los amigos nos hacen de espejo. Nuestra imagen reflejada en ellos también teje hilos que nos vertebran.
Con el tiempo nos hacemos mayores y muchos tenemos el acierto (es mi punto de vista) de mantener esos vínculos con las transformaciones necesarias- y saludables 😉 , otros nos desconectamos de ellos y nos parece que estamos solos; que andamos por la vida sin historia previa, que nuestro mundo termina en la horma de nuestros zapatos y que nuestra realidad es (en el mejor de los casos) nuestros padres-hijos y un par de amigos…hemos perdido el sentido de comunidad, de apoyarnos mutuamente, de dar y recibir de forma generosa.
Muchos vivimos tan cerraditos en nuestra realidad de 2 metros cuadrados que no somos capaces de ver más allá, y en nuestros mares de vasos de agua nos ahogamos y perdemos llenos de desesperanza y desconsuelo.
Ahora releo esto y me parece un tanto dramático pero seguro que sabéis a qué me refiero. Cuidado!! No pretendo decir que nuestros padecimientos no sean reales y como dice Gilligan “la vida en ocasiones duele como un demonio”, sinó que aún en situaciones de gran exigencia emocional, podemos decidir nuestra respuesta y actitud vital.
Puede que estemos físicamente solos,sí es verdad; pero podemos “adoptar” una familia de vecinos, de amigos de compañeros de dificultades.
Puede que nuestra historia personal no esté llena de entornos y momentos amorosos; de acuerdo pero eso no significa que a partir de ahora no podamos crearlos. Nuestra historia puede explicar lo que somos hasta hoy, pero no lo que vamos a ser a partir de mañana. Nosotros decidimos y creamos nuestro futuro. Cada uno de nosotros lo hacemos de forma activa o pasiva.
Puede que nos sintamos abatidos, lo cierto es que es altamente probable que suceda; pero también podemos apoyarnos en nuestra red, compartir, dar y recibir y dejarnos sentir también el amor de los demás. Existen muchas personas que nos quieren y están ahí, y serán visibles si les dejamos serlo (pueden llegar a querernos mucho aunque es fácil que no sea tal como nos gustaría).
Algunas veces resulta útil recordar el viejo dicho: Mal de muchos…consuelo de todos (no de tontos; no sé qué imbécil con ganas de hacer un chiste fácil tergiversó las cosas); ante la adversidad podemos apoyarnos para superar los obstáculos.
En nosotros mismos tenemos infinidad de recursos y fortalezas para enfrentar la vida y si dentro no los encontramos podemos salir fuera a buscarlos.
La vida es un regalo maravilloso. Suerte y seguimos
Toni.
Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: